MCU INAEM
Vista normal Vista MARC Vista ISBD

El mercader de Venecia

por Shakespeare, William; Alonso, Juan Manuel [Mús.]; Gelabert, Elizabet [Intérprete]; Otón, Lidia [Intérprete]; Moreu, Carles [Intérprete]; Luque, David [Intérprete]; Cubero, Miguel [Intérprete]; Machi, Carmen [Intérprete]; Rojas, Rafael [Intérprete]; Manteiga, Rosa [Intérprete]; Garbisu, Gabriel [Intérprete]; Barranco, Jesús [Intérprete]; Arias, Ernesto [Intérprete]; Albert, Josep [Intérprete]; Heyme, Hansgünther [Dir. Escen.]; Glarner, Kaspar [Escen.]; Heyme, Hansgünther [Escen.]; Glarner, Kaspar [Vest.]; Heyme, Hansgünther [Vest.]; Glarner, Kaspar [Il.]; Heyme, Hansgünther [Il.]; Heyme, Hansgünther [Versión]; Molina Foix, Vicente [Versión]; Schmidt, Hanns-Dietrich [Versión]; Heyme, Hansgünther [Dramat.]; Schmidt, Hanns-Dietrich [Dramat.].
Tipo de material: materialTypeLabelMaterial visualEditor: Madrid INAEM 2001Descripción: son., col.Recursos en línea: Teatroteca (préstamo en línea de la grabación completa) Interpretación: Josep Albert ; Ernesto Arias ; Jesús Barranco ; Miguel Cubero ; Gabriel Garbisu ; Elizabet Gelabert ; David Luque ; Carmen Machi ; Rosa Manteiga ; Carles Moreu ; Lidia Otón ; Rafael RojasResumen: Shylock es el símbolo de Venecia, donde una policromía de andrajos colgados a secar en las callejas saluda a los que visitan las casas de esos prestamistas de quienes tanto necesita la ciudad dorada de los cristianos, a pesar de que el judío representaba las ambiciones exentas de escrúpulo de conciencia. Aunque los antecedentes de Mercader son muchos (Marlowe, Boccaccio, el Antiguo Testamento o el Mahhabarata) Shakespeare crea a Porcia y a Shylock, dos caracteres cuya confrontación es un reto al juicio sereno. Porcia segura de su inteligencia mueve toda la "trampa legal" y hace caer al "judío" de manera implacable. Al demandante no se le toma en cuenta su calidad humana, ni la terrible amargura que le embarga por la infidelidad filial. Shylock desaparece dejándonos con una indefinible desazón. Este hombre derrotado es el personaje trágico incrustado en la comedia. Shakespeare logra pintar un cuadro en magnífico claroscuro, donde contrasta escuetamente la luz y la sombra que envuelven al mundo; la risa y la alegría de las parejas enamoradas se contraponen a la conciencia turbada y confundida de esas otras vidas que, a semejanza de Shylock, se pierden en la penumbra de todos los fracasos, de sus dudas y sus esperanzas. (Fuente: Teatros Abadia http://www.teatroabadia.com/es/archivo/119/el-mercader-de-venecia/)
    valoración media: 0.0 (0 votos)
Tipo de ítem Ubicación Signatura Vol info Copia número Estado Notas Fecha de vencimiento Código de barras
Videograbación Videograbación
Centro de Documentación Teatral
1779 1 Available Copia en formato: DVD VID17790001
Videograbación Videograbación
Centro de Documentación Teatral
1779 4 Preguntar al CDT por disponibilidad Copia en formato: VHS VID17790004
Videograbación Videograbación
Centro de Documentación Teatral
1779 5 Consulta en sala Copia en formato: DISCO DURO (mp4) VID17790005
Videograbación Videograbación
Centro de Documentación Teatral
1779 3 Teatroteca Teatroteca VID17790003

Calidad de la imagen: alta

Calidad del sonido: alta

Grabación de espectáculos

Dirección de escena: Hansgünther Heyme

Producción de: Teatro de la Abadía

Interpretación: Josep Albert ; Ernesto Arias ; Jesús Barranco ; Miguel Cubero ; Gabriel Garbisu ; Elizabet Gelabert ; David Luque ; Carmen Machi ; Rosa Manteiga ; Carles Moreu ; Lidia Otón ; Rafael Rojas

Grabada en : Teatro La Abadía de Madrid, 2001-03-07

Shylock es el símbolo de Venecia, donde una policromía de andrajos colgados a secar en las callejas saluda a los que visitan las casas de esos prestamistas de quienes tanto necesita la ciudad dorada de los cristianos, a pesar de que el judío representaba las ambiciones exentas de escrúpulo de conciencia.

Aunque los antecedentes de Mercader son muchos (Marlowe, Boccaccio, el Antiguo Testamento o el Mahhabarata) Shakespeare crea a Porcia y a Shylock, dos caracteres cuya confrontación es un reto al juicio sereno. Porcia segura de su inteligencia mueve toda la "trampa legal" y hace caer al "judío" de manera implacable. Al demandante no se le toma en cuenta su calidad humana, ni la terrible amargura que le embarga por la infidelidad filial. Shylock desaparece dejándonos con una indefinible desazón. Este hombre derrotado es el personaje trágico incrustado en la comedia.

Shakespeare logra pintar un cuadro en magnífico claroscuro, donde contrasta escuetamente la luz y la sombra que envuelven al mundo; la risa y la alegría de las parejas enamoradas se contraponen a la conciencia turbada y confundida de esas otras vidas que, a semejanza de Shylock, se pierden en la penumbra de todos los fracasos, de sus dudas y sus esperanzas. (Fuente: Teatros Abadia http://www.teatroabadia.com/es/archivo/119/el-mercader-de-venecia/)

Estrenado el 31-01-2001 en Teatro La Abadía

español

No hay comentarios para este ítem.

Ingresar a su cuenta para colocar un comentario.

Haga clic en una imagen para verla en el visor de imágenes

Con tecnología Koha